¿Qué es el Grooming?

Es un delito que consiste en el acoso sexual y virtual a niños y adolescentes por parte de un adulto. El acosador simula ser un niño o niña a través de un perfil falso para establecer una conexión y control emocional con el fin de disminuir las inhibiciones de los chicos.

A través de distintas técnicas de manipulación, el adulto consigue que el niño se desnude o realice actos de naturaleza sexual.

¿Cómo detectarlo?

Hay que prestar mucha atención al comportamiento de los niños y estar alerta si se observan determinadas actitudes, por ejemplo:

  • Si se produce un notable aumento o disminución en el uso de los dispositivos.
  • Si el niño muestra respuestas emocionales (risa, enojo, disgusto) a lo que ocurre en la pantalla.
  • Si oculta la pantalla cuando un adulto está cerca.
  • Si evita situaciones sociales, incluso aquellas que disfrutaba anteriormente.
  • Si se vuelve retraído o se deprime, o si pierde interés en las personas y actividades.

¿Cómo actuar frente a esto?

  • No borres ningún contenido del teléfono o la computadora que haya recibido, ya que las conversaciones, las imágenes y los videos que se hayan intercambiado con el acosador, deben ser guardadas como prueba.
  • Sacá fotos o capturas de pantalla para almacenar esta información en algún otro dispositivo.
  • No denuncies el perfil del acosador en las Redes Sociales ya que al bloquear al usuario se puede generar una pérdida de la información necesaria para realizar luego la investigación. Además, el abusador puede crear un nuevo perfil y continuar realizando estas acciones.
  • No amenaces al acosador dado que esta actitud puede dificultar la tarea de los investigadores.